Jueves 27 Octubre 22:30h CANTONES CINES

Green Room (Jeremy Saulnier, 2015) 94’

Entrada: 2,90 €. [BONO 10€ incluye Homenaje Herschell Gordon Lewis + Bad Taste (Peter Jackson, 1987)]  COMPRAR

Tras una larga y poco exitosa gira, una banda de punk rock —The Ain’t Rights— es inesperadamente contratada para tocar en un desconocido club situado en un perdido paraje boscoso de Oregón. Lo que debería haber sido solamente un concierto en un local de tercera categoría, se convierte en una angustiosa y claustrofóbica pesadilla al toparse el grupo, entre bastidores, con un horrible acto de violencia.

Intensa, emocional e ingeniosamente retorcida, Green Room es una buena muestra del mejor cine de género, como lo demuestra la entusiasta acogida que tuvo en su premier en el Festival de Cannes (2015). Jeremy Saulnier (Murder Party, Blue Ruin) continúa forjándose una apreciable reputación como uno de los directores más originales e interesantes de la actualidad. Atención máxima al rol y la interpretación del veterano Patrick Stewart (Star Trek: la nueva generación, X-Men), así como al trabajo de los jóvenes Anton Yelchin (Odd Thomas, Sólo los amantes sobreviven), Imogen Poots (Las novias de mis amigos, Lío en Broadway), Callum Turner (Reina y patria, Viktor Frankenstein), Alia Shawkat (Roller Girls, La hija de mi mejor amigo) y Joe Cole (Ahora y siempre, Mejor otro día)

Distribución: La Aventura Audiovisual ferran@laaventuraaudiovisual.com

Jeremy Saulnier (Virginia, USA, 1976). Es un realizador y director de fotografía establecido en Brooklyn. Pasó su juventud haciendo películas de acción en super-8 con sus amigos en los suburbios de Alexandria, Virginia. Más tarde estudió cine en la New York University. Su segundo largometraje, el thriller Blue Ruin, se estrenó en 2013 en la Quincena de Realizadores del Festival de Cannes, alzándose con el premio FIPRESCI. Posteriormente, la película consiguió otros galardones, entre ellos el premio al Mejor Director en el Festival Internacional de Cine de Gijón 2013. Previamente, Saulnier dirigió el premiado cortometraje Crabwalk (2004) y la afamada comedia de terror Murder Party (2007). Entre sus trabajos como director de fotografía, destacar Septien (Michael Tully, 2011) y sus colaboraciones junto al director Matthew Porterfield en Hamilton (2006), Putty Hill (2010) y I Used to Be Darker (2013).